|      |   

Los ataques del 11 de septiembre en el 2011, el atentado a la revista Charlie Hebdo, ocurrido en el 2015 en Francia, y más recientemente el de Bruselas, han hecho que el Islam tenga miles de detractores en el mundo y que el estigma de terrorismo los persiga desde hace más de una década, pero la comunidad musulmana en México se defiende: no somos un peligro.

 En entrevista, Muhammad Ruiz Al Meksiki, director del Centro Salafi de México, explicó que es difícil que un acto radical o terrorista se geste en el país, particularmente porque las diferentes organizaciones de la comunidad musulmana se conocen entre sí y saben de las actividades que cada una desarrolla, lo cual ayuda a evitar el posible surgimiento de un grupo con tendencias terroristas.

 Enfatizó que de ser así, no habría duda que ellos mismos lo denunciarían ante las autoridades mexicanas. “No nos vean como un peligro para la sociedad, somos parte de la misma sociedad mexicana. Si hubiera un radical le cerraríamos la puerta y lo delataríamos con las autoridades competentes, porque queremos que el islam crezca sanamente en México”, dijo.

 Ruiz Al Meksiki consideró que la “islamofobia” surgió a partir del atentado terrorista a las torres gemelas del World Trade Center en el 2011; sin embargo, expuso que la comunidad musulmana en México tiene sus orígenes en la década de 1990 y durante todo este tiempo no ha habido ningún acto radical o terrorista en el país. “Hay que entender que si la comunidad musulmana ha venido creciendo de manera positiva en México, significa que no hay nada que temer con la religión del islam y el crecimiento de la comunidad musulmana en México”, agregó.

 Explicó que la razón de los radicalismos entre los musulmanes reside principalmente en que no existe una consciencia de coexistencia entre quienes profesan el islam y quienes no lo hacen. “(A los radicales) les han hecho ver que los problemas son basados en la coexistencia de musulmanes y no musulmanes, pero eso es falso.

 Se necesita una actitud de coexistencia, yo no te impongo, tú no me impongas, eso es lo que debemos aprender a hacer”. Planteó que de hecho, los radicalismos a quienes más afectan son a los propios musulmanes, quienes también han sido víctimas de diversos atentados en países como Turquía, Argelia, Egipto, Marruecos e Indonesia.

El director del Centro Salafi de México, el cual fue creado con el objetivo de difundir el conocimiento del islam, mencionó que la comunidad musulmana en México no sólo se siente parte de la sociedad mexicana, sino que contribuye al desarrollo de ésta. En ese sentido, comentó que 90% de los musulmanes en esta nación es económicamente activa.

NO ESTÁN INTERESADOS EN LA POLÍTICA

Muhammad Ruiz indicó que pese a tener más de 20 años en México, la comunidad musulmana aún sigue siendo víctima de discriminación e incluso en el tema laboral.

 Por ello, están interesados en que sus derechos sean respetados como cualquiera que no profesa su religión y es parte de la sociedad mexicana, aunque sin que ello implique participar en la política.

“No aspiramos a participar en política, pero si aspiramos a participar en cuanto a los derechos de los musulmanes en México. Como parte de la misma sociedad tenemos derecho a recibir el mismo trato que la sociedad mexicana y eso es lo queremos que quede claro”, manifestó.

 El director del Centro Salafi de México mencionó que hay una buena relación con el gobierno y que ello se ve reflejado en que han permitido que en la expedición de la credencial de elector con fotografía se permita a las mujeres utilizar el hiyab. Ahora, buscarán que la Secretaría de Relaciones Exteriores también se los permita en el trámite del pasaporte.

Muhammad Ruiz Al Meksiki · Es director del Centro Salafi de México

Por Diego Badillo y Lidia Arista lospoliticos@eleconomista.mx

Fuente el Economista

Suscríbete a nuestro boletín informativo

© 2016 - 2017 Todos los derechos reservados Islam Message