|      |   

2. Buscar la proximidad de Allah.

El Profeta dijo:

-          “Allah dijo: “Quién muestra enemistad hacia un amigo mío ‘’wali’’ le declararé la guerra. No se acerca mi siervo a mí con algo más querido para mí, sino lo que le he ordenado, y mi siervo sigue acercándose hacia mí con las obras voluntarias hasta que yo le amo […].” (Sahih: Relatado por al-Bujari (11/48I). de Abu Hurairah (que Allah esté complacido con él).)

El Profeta dijo:

-         “Todo Aquel que alcanza el mes de Ramadán y no tiene perdonados sus pecados, y entra así en el Fuego, entonces que Allah le distancie.” (Sahih: Relatado por Ahmad (2/246) y al- Baihaqi (4/204), de Abu Hurairah (que Allah esté complacido con él). Fue autentificado por Sheij ‘Ali Hasan al-Halabi en Sifatus-Sawmin-Nabi (p.24).)

Así que acercarse a Allah (El más Perfecto) en este mes bendito, puede lograrse con cumplir los deberes obligatorios, recitar el Corán y reflexionar sobre sus significados, aumentar la bondad y dar en caridad, Suplicar (du’a) a Allah, asistir al Salat Tarawih, buscando Lailatul-Qadr (la Noche del Poder y del Destino), una noche que equivale a más de mil meses de adoración, asistir a las reuniones de conocimiento, y esforzándose en esas acciones que harán que el corazón se acerque más a su Señor y gane así Su perdón. Nuestro nivel de esfuerzo en este mes bendito debe ser mayor que nuestro esfuerzo por servir a Allah en cualquier otro mes, debido a la excelencia y la recompensa que Allah ha puesto en él. Del mismo modo otro de los grandes medios para acercarse a Allah en este mes es hacer I`tikaaf (retiro en la mezquita para adorar a Allah) para cualquiera que tenga la posibilidad.

Imán ibn al-Qayyim (d. 751H) –que Allah tenga misericordia con él– dijo:

“Allah también prescribió I`tikaaf para ellos, con el objetivo de que el corazón se vuelque completamente hacia Allah y se concentre solo en Él, y se desligue de estar preocupado por la creación. De tal forma, el corazón sólo esté lleno de Allah (el Altísimo), de modo que amarlo, recordarlo, y volviéndose a Él toma el lugar de todas las ansiedades del corazón y sus preocupaciones, por lo que es capaz de superarlos. Así, todas sus preocupaciones son por Allah (Preocupados por Adorarle y buscar Su recompensa.), y sus pensamientos están dirigidos hacia Él, a recordarlo y pensar en cómo lograr su complacencia y la cercanía a Dios. Esto le lleva a sentirse satisfecho con Allah, y no con las personas. Lo prepara para estar solo y en paz con Allah, en el día de la soledad en la tumba, cuando no habrá nadie más para darle alivio, ni nadie que le otorgue consuelo, excepto Él. Entonces este es el mayor objetivo del i’tikaf” (Zadul-Ma‘ad (2/87) de Ibnul-Qayyim.)

Suscríbete a nuestro boletín informativo

© 2016 - 2017 Todos los derechos reservados Islam Message