|      |   

Cada que se presenta la peregrinación mayor o hajj, recordamos al profeta Abraham, que se parece al profeta Muhammad -la paz y bendiciones de Allah sean con él-, pues Abraham siguió , a todo momento, la religión el monoteísmo y aunque su pueblo adoraba ídolos, el profeta Abraham no era de los asociadores, inclusive su padre construya ídolos, pero Abrahán con paciencia y sabiduría le aconsejaba a él y a su pueblo.

 

El nombre Abraham aparece cerca de 70 veces en el sagrado Corán, todas ellas rodeadas de elogios por su gran esfuerzo para divulgar la religión monoteísta, asimismo, durante estos días, escuchamos discursos religiosos en las mezquitas sobre Abraham, debido al gran lugar que ocupa el profeta Abraham en la religión del islam y recordamos su biografía comparándola con la del profeta Muhammad -la paz y bendiciones de Allah sean con él-, por eso ha dicho Allah -exaltado sea- en el sagrado Corán:

 

¿Y quién reniega de la religión de Abraham sino el de espíritu necio? Le elegimos en este mundo, y en el otro se contará entre los justos.

Y cuando le dijo su Señor: Entrégate [a Mí con total sinceridad], exclamó: Me entrego al Señor del Universo.

Y recomendó Abraham lo mismo a sus hijos y Jacob a los suyos diciendo: ¡Oh, hijos míos! Allah os ha elegido esta religión y no muráis sino sometidos a Él. (La vaca 130-132)

 

Así pues Abraham es el gran ejemplo de sometimiento a la voluntad divina, por ello debemos reflexionar sobre el sometimiento a las órdenes divinas de este profeta, también llamado Padre de los profetas, y por ello padre los musulmanes; tal como menciona Allah en exaltado sea-en su palabra, al final de la Surah de la peregrinación:

 

Y luchad por la causa de Allah con sinceridad. Él os eligió [para que sigáis Su religión] y no os prescribió nada que no podáis cumplir. Ésta es la religión monoteísta de vuestro padre Abraham, él os llamó musulmanes anteriormente y también fueron llamados así en esta revelación, para que el Mensajero fuera testigo [de vuestras obras] y vosotros fuerais testigos ante la humanidad [de la llegada de los Profetas anteriores]. Practicad la oración prescrita, pagad el Zakât, y aferraos a Allah, pues Él es vuestro Protector. ¡Qué excelente Protector, y qué excelente Defensor! (La peregrinación 78)

 

Con esto se confirma que la religión del islam no es nueva, ni se revela sólo con el profeta Muhammad -la paz y las bendiciones de Allah sean con él- sino que el islam es el sometimiento al que se entregó el profeta Abraham.

Si bien cristianos y judíos han discutido sobre si Abraham pertenece al judaísmo o al cristianismo, han sido reveladas las siguientes aleyas coránicas para aclarar tal asunto:

¡Oh, Gente del Libro! ¿Por qué discutís sobre Abraham, siendo que la Torá y el Evangelio fueron revelados después de él? ¿Es que no razonáis?

Cuestionasteis asuntos que eran evidentes, aún teniendo la revelación. Y ahora discutís sobre lo que no tenéis conocimiento. Allah sabe, y vosotros no sabéis.

Abraham no fue judío ni cristiano, sino que fue un monoteísta sometido a Allah, y no se contó entre los idólatras. (La familia de Al Imran 65-67)

 

¿O diréis que Abraham, Ismael, Isaac, Jacob y las doce tribus fueron judíos o cristianos? Di: ¿Acaso vosotros sabéis más que Allah? ¿Existe alguien más inicuo que quien oculta la Verdad procedente de Allah? Allah no está desatento de lo que hacéis. (La vaca 140)

 

Así pues que Abraham -la paz sea con él-, era un sometido a Allah, el Señor de la creación, ordenó a su descendencia el seguimiento del islam, así como invitó a su pueblo el islam, a la obediencia, tal como la hará después el profeta Muhammad -la paz y bendiciones de Allah sean con él-.

Los más allegados a Abraham son quienes le han seguido, así como el Profeta y los creyentes. Allah es el Protector de los creyentes. (La familia de Al Imran 68)

así pues, si bien los musulmanes son los más cercanos a las enseñanzas de Abraham, asimismo deben ser los más cercanos en seguir sus pasos, una guía para nuestras vidas y aprender de su vida el significado verdadero del islam, esa entrega absoluta a Allah -exaltado sea- tan clara en el profeta Abraham -la paz sea con él- tal como se menciona en el sagrado Corán:

 

Y cuando le dijo su Señor: Entrégate [a Mí con total sinceridad], exclamó: Me entrego al Señor del Universo. (La vaca 131)

 

Allah nos ha honrado al hacernos musulmanes, por ello debemos estudiar la biografía del profeta Abraham, conocer cómo era su islam, es decir su sometimiento, puesto que lo que le fue ordenado por Allah - exaltado sea- y lo que le fue prohibido también es ordenado y prohibido para los musulmanes en general, ya que al comprender mediante la guía y Abraham tendremos una visión del Islam pura, tal como dice Allah - exaltado sea- en Su Libro:

 

¿Y quién reniega de la religión de Abraham sino el de espíritu necio? Le elegimos en este mundo, y en el otro se contará entre los justos. (La vaca 130)

 

Sin duda es necesario saber qué tipo de guía fue Abraham para su pueblo, así, tener una guía que pueda brindarse a los musulmanes hoy en día en asuntos tan importantes como la divulgación del islam.

 

Por cierto que Abraham fue un guía ejemplar [que reunió las mejores virtudes], fue obediente a Allah, monoteísta y nunca se contó entre quienes Le asociaron copartícipes.

[También fue] Agradecido de los favores de Allah. Él lo eligió y lo guió por el sendero recto.

Le concedimos en la vida mundanal todo lo bueno, y en la otra vida estará con los justos.

Te ordenamos [¡Oh, Muhammad!] que sigas la religión monoteísta de Abraham, que no se contó entre los idólatras. (Las abejas 120-123)

 

Por ello debemos aplicar el islam tal cómo lo aplicó el profeta Abraham, el Padre de los profetas y el Padre los musulmanes, por ello Allah -exaltado sea-lo ha convertido en un ejemplo a seguir, tal como dice en el sagrado Corán:

 

Por cierto que tenéis un buen ejemplo en Abraham y los [creyentes] que le siguieron, cuando dijeron a su pueblo: No tenemos nada que ver con vosotros, y no somos responsables de lo que adoráis en vez de Allah. Renegamos de vosotros, y os declaramos el odio y la enemistad para siempre mientras no creáis en Allah solamente. Pero [¡Oh, creyentes!] no hagáis lo que hizo Abraham, que le dijo a su padre: Pediré perdón por ti [a Mi Señor], pero no puedo hacer nada por ti si Allah decide castigarte [pues sólo pidió perdón por su padre porque se lo había prometido, pero luego de evidenciársele que era un enemigo de Allah se desentendió de él, y dijo junto a los creyentes cuando dejaron su pueblo:] ¡Oh, Señor nuestro! A Ti nos encomendamos, a Ti pedimos perdón y ante Ti compareceremos. (La examinada 4)

 

 

Suscríbete a nuestro boletín informativo

© 2016 - 2017 Todos los derechos reservados Islam Message